El Ministerio promoverá un proyecto en Ávila para asegurar el hábitat del desmán ibérico en Ávila

El Ministerio promoverá un proyecto en Ávila para asegurar el hábitat del desmán ibérico en Ávila

El Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente pondrá en marcha a lo largo de este año y de 2019 un proyecto de mejora de la continuidad fluvial y los hábitats vulnerables de varios ríos de la provincia de Ávila que pertenecen a la cuenca del Duero, para la mejora de los ecosistemas donde vive el desmán ibérico.

Incluido dentro del Plan PIMA ADAPTA (Plan de Impulso al Medio Ambiente para la Adaptación al Cambio Climático en España) que impulsa el Ministerio, el proyecto tiene como objetivo asegurar la pervivencia de este singular mamífero semiacuático en peligro de extinción. La actuación, que coordinará la Confederación Hidrográfica del Duero y será ejecutada por TRAGSA, cuenta con un presupuesto de 400.000 euros y pretende implantar soluciones innovadoras que permitan eliminar o reducir el efecto de las presiones que amenazan la conservación del desmán ibérico en el Sistema Central.

Las actuaciones irán dirigidas a la recuperación de zonas degradadas potencialmente favorables para la consolidación y conservación de la especie no solo en las zonas en donde se encuentra actualmente, sino también su posible dispersión a otras colindantes.

En concreto, las acciones previstas afectarán a diversos cauces de la provincia de Ávila en tramos de montaña, tanto en la cabecera del río Adaja como en la parte oeste de la Sierra de Gredos, en las cabeceras de los ríos Aravalle y Becedillas, ambos afluentes del río Tormes.

Para preservar su hábitat del desmán ibérico, el proyecto incluye la restauración fluvial de tramos degradados, la eliminación de barreras y puntos negros, la creación de corredores ecológicos, la mejora de la depuración e integración de vertidos de aguas residuales de pequeños municipios, y la mejora de la conectividad del embalse de Santa Lucía, en el término municipal de Solana de Ávila.

El Plan PIMA ADAPTA apuesta por acometer medidas de protección y conservación de hábitats y especies amenazadas en un contexto de cambio climático, en este caso el desmán ibérico, cuya presencia en cursos fluviales se ha considerado siempre un indicador de la calidad de las aguas. Su presencia en estos ecosistemas de montaña de Ávila conforma el núcleo principal del Sistema Central y uno de los más meridionales de la Península Ibérica.

De morfología similar al topo, la rata y la musaraña, el desmán es un insectívoro que habita junto a ríos y riachuelos, de costumbres nocturnas, y que destaca por lo desarrollado de su hocico en forma de trompa, esencial para alimentarse de larvas. Por ello, necesita aguas muy limpias para sobrevivir.

Share This

COMMENTS

Wordpress (0)
Disqus (0 )